Para muchos emprendedores, abrir un local no es una opción por los costos que esto significa. En este Post quiero darte Ideas para vender sin necesidad de tener un local físico.

Si bien tener un local comercial bien ubicado es una gran oportunidad de capitalizar tráfico de clientes potenciales, también es una gran presión de costos especialmente sobre aquellos negocios que recién están comenzando.

Cómo vender sin local

Alternativas para vender sin local

Por otra parte, un local comercial implica depender de que las personas vayan al negocio, en lugar de que el negocio vaya a los clientes. Y para esto te voy a dar algunas alternativas que funcionan bastante bien para pequeños negocios que no están en capacidad de invertir grandes sumas de dinero en adecuaciones y costos de alquiler y mantenimiento. Incluso para aquellos que aún teniendo local de venta, piensan en complementar la exposición de su negocio.

Ferias y festivales

Las ferias y festivales son una gran oportunidad de tener gran cantidad de visitantes calificados para tu producto o servicio. El factor clave está en seleccionar la feria adecuada y la ubicación dentro de la zona que esperes que frecuenten tus compradores potenciales.

Si bien implica algo de inversión (dependiendo del tipo y tamaño de feria o festival y el tamaño del stand), garantiza visitantes. Estas son algunas recomendaciones para sacarle mucho provecho a las ferias.

Showroom

Otra opción especialmente para negocios de temporada como venta y alquiler de disfraces, productos para navidad o incluso no estacionales como la venta de ropa o accesorios, es abrir tu casa o aliarte con otro negocio para que permita exhibir temporalmente tus productos. Pensá en alternativas como por ejemplo abrir una venta exclusiva para clientes y prospectos de tu base de datos una vez al mes.

Venta online

Una de las formas más directas y efectivas de vender tus productos a través de internet es crear una tienda online. De esta manera no incurrís en los gastos de tener una tienda física, pero sí tenés la oportunidad de mostrar lo que ofreces, sea que vendas o no directamente en la web con un sistema de pagos.

Podés utilizar la tienda online como vitrina o si querés, también incluir una plataforma de pagos. El éxito radica en llevar tráfico a la tienda, lo cual podés hacer con anuncios pagos en Google Adwords o Facebook, o bien a través de tu propia base de datos o aliados estratégicos.

Locales de otros

Es apalancarte en puntos de venta de terceros para vender tus productos. De esta manera y de forma permanente, podés asociarte con otro negocio para pagarle una comisión por venta, y estar en una sección del almacén. La clave está en escoger un negocio afín que reciba clientes potenciales que también apliquen para lo que vos  vendes.

Redes sociales

Para numerosas empresas, las redes sociales se han convertido en una poderosa fuente de clientes que complementan sus puntos de venta físicos.

Construir una comunidad de fieles adeptos a una marca facilita la labor de promoción y venta, pues siempre será más fácil venderle a quien ya te conoce que pretender venderle a un extraño.

Webs de e-commerce

Son sitios que se especializan en la comercialización de productos de terceros, siendo una importante vitrina para cientos de miles de negocios. Algunas de las plataformas que podés explorar son Mercado Libre o Alamaula (propiedad de eBay), Amazon entre muchos otros.

Mercados de las pulgas

Si bien no son para todo tipo de productos, son una importante alternativa para quienes venden productos difíciles de encontrar o de compra por impulso. Al igual que las ferias comerciales, atraen gran cantidad de personas a precios razonables para cualquier microempresario.

Aunque no se utilice como único canal de distribución, puede servir como mercado de prueba de bajo costo para determinar la aceptación de un producto antes de lanzarse a mayores inversiones.

Venta cara a cara

La más vieja y popular de todas, salir con el maletín a cuestas visitando a los clientes uno por uno ofreciendo tus productos. Esta estrategia es buena cuando se buscan clientes grandes, en poca cantidad, con un vínculo y una relación de largo plazo, pero deja de ser tan efectiva cuando el número de clientes es muy grande.

¿Querés que construyamos tu página web y así tener más ventas?